Lo que sabes de la calle Fuencarral

Publicado el 22 Diciembre 2014
Archivado en Josep | Salir del comentario

La madrileña calle de Fuencarral es una de las principales vías de la capital y atraviesa algunos de sus barrios más emblemáticos: el elegante Chamberí y los alternativos Chueca y Malasaña.

Empieza en la Gran Vía y acaba en la glorieta de Quevedo. En el 2009 la calle Fuencarral fue peatonalizada en la mayor parte de su tramo, lo que la ha convertido en una de las mejores calles comerciales del centro de Madrid. Es famosa por sus tiendas de estilo alternativo que giran alrededor del emblemático Mercado de Fuencarral, repleto de marcas de diseño y últimas tendencias.

El “Merca de Fuenca” cuenta con tres plantas de tiendas de ropa, complementos, zapaterías, decoración, una peluquería y un estudio de tatuaje y piercing. Incluso participa con su propia carroza en las fiestas del Orgullo Gay. En su original página web (mdf.es) podéis echarle un vistazo virtual y estar al tanto de los eventos en los que participa. En cuanto a las otras tiendas esparcidas a lo largo de la calle, Fuencarral reune todos los estilos: deportivo-casual (con tiendas como Puma, Levi’s, Adidas, Diesel, G-Star, Energie, etc), fashion (Custo, Divina Providencia, Glam) o las cadenas comerciales (Sfera, Mango, Salsa Jeans), sólo por citar algunas, ya que en realidad lo que predominan son las pequeñas boutiques.

Si os apetece sentaros a tomar algo o cenar hay una buena selección de bares, cafeterías y restaurantes en la placita contigua al Mercado, que en primavera y verano se convierten también en terrazas. Hay un Starbucks y un restaurante de la cadena El Lateral, que yo recomiendo especialmente por la buena calidad de sus tapas, su estiloso diseño y en general su buena relación calidad-precio. También es muy conocido entre los madrileños que frecuentamos la zona el bar de tapas El Tigre, situado en la calle Infantas con la plaza Vázquez de Mella, ya en el barrio de Chueca. Este local es famoso por las abundantes tapas que ponen gratis con las cañas pero lo malo es que es muy pequeño y siempre está lleno.

Fuencarral es una de las calles más animadas de la ciudad, por lo que pasear por ella siempre resulta curioso por la mezcla de estilos y su ambiente juvenil. Si estáis pensando en visitar Madrid os recomiendo que os planifiquéis una ruta recorriéndola entera. Podéis empezar en la Gran Vía e ir subiendo con calma dandoos tiempo para curiosear los escaparates. Cuando lleguéis a la altura de la calle Augusto Figueroa tomadla y aprovechad también para visitar Chueca, otro de los centros de tendencias y diseño, así como uno de los distritos más animados. Chueca está lleno de bares de copas y tapas, elegantes restaurantes y discotecas, por lo que es uno de los mejores lugares de la ciudad para salir de marcha.

Pero si preferís un ambiente más alternativo y universitario entonces seguid andando por Fuencarral hasta que lleguéis a la altura del metro Tribunal: girando a la izquierda entraréis en Malasaña, epicentro de la Movida Madrileña de los 80.

Comentarios

No hay mas respuestas